El tofu en la dieta para adelgazar

Hace un tiempo ya que venimos hablándote sobre diferentes alimentos orgánicos que resultan ideales para sustituir la carne. Hoy te informaremos sobre otro alimento con el que podrías sustituirla: el Tofu. No sólo destinado a aquellas personas vegetarianas por principios filosóficos, sino también teniendo en cuenta a personas que se les ha restringido el consumo de carne y es necesario compensar sus aportes nutricionales y proteínicos.


¿Qué es el tofu?

Como la mayoría de los alimentos orgánicos que hemos tratado como posibles sustitutos de la carne, también el tofu es originiario de Asia. Es un producto natural muy similar al queso, pero que se produce mediante el cuajado de la soja, obteniéndose un alimento muy digerible y versátil a la hora de preparar con otros ingredientes. Se destaca por su gran aporte de proteínas y calcio, y por sus bajos niveles de grasa.

Aportes nutricionales y beneficios del tofu

Como cualquier alimento que quiera ocupar el lugar de la carne en una dieta balanceada, el tofu contiene un gran valor proteico, alcanzando los 15 gramos de proteínas por cada 100 de tofu, conteniendo también un promedio de 350 calorías.

Otros de sus nutrientes destacados son el calcio, la vitamina B y las isoflavonas, presentes en todos los derivados de la soja. Las isoflavonas se presentan en cantidades mayores a 1/3  por porción y cumplen una importante función antioxidante y pueden servir para tratar síntomas de la menopausia, menstruales o de irritabilidad.

Además, entre sus ventajas nutricionales se destacan su facilidad de digestión y sus beneficios respectivos al colesterol, ya que no sólo ayuda a reducir los niveles de colesterol malo, sino que también incrementan los del colesterol bueno. Así, el tofu es un alimento muy recomendado para personas con problemas cardiovasculares, o que simplemente desean proteger la salud del corazón.

Otros beneficios del también denominado queso de soja, se destacan el fortalecimiento de los huesos, dientes y cabello; la prevención y tratamiento de la osteoporosis y la posibilidad de reducir el riesgo de cáncer de mama.

Cómo consumir el tofu

Las posibilidades son enormes. Se lo puede añadir a todo tipo de alimento y con distintos tipos de preparacioens, ya sea en forma de relleno, como aderezo, guisado o al horno. Una buena forma de guiarte a la hora de preparar tofu es teniendo en cuenta las formas en que cocinarías alguna variedad de queso crema, obteniendo así un alimento sabroso y con grandes aportes nutricionales para tu dieta. Este alimento rico en hierro también es una opción para comenzar bien el día con desayuno sano.