Cómo reciclar las tapas de botellas plásticas

reciclar tapas de plasticoLas tapas de las botellas de gaseosas y similares, son un elemento que daña fácilmente el medio ambiente. Aprendamos a reutilizarlas para aprovechar su uso de una manera distinta.

Consejos para reciclar las tapas de botellas

Dentro del gran daño que están produciendo las botellas y contenedores plásticos de bebidas y otros elementos, las tapas plásticas no son una excepción. Se trata de pequeños elementos plásticos de muy difícil degradación y reciclaje, que liberados al entorno ponen en peligro los cauces de agua (tapándolos), y a los animales salvajes en las zonas en la que habitan, ya que son fácilmente ingeridos sin posibilidad de digerirlas.

Por ello, aprender a confeccionar otros elementos a partir de las tapas de las botellas y contenedores plásticos es una tarea interesante, además de necesaria.
Cómo reciclar las tapas de botellas plásticas

Una buena idea es su reutilización en elementos decorativos variados, tales como cortinas y separadores de ambientes que logramos a partir de una pequeña perforación practicada en cada tapa, por la que atravesamos tanzas incoloras que permitan crear cortinados.

También podemos utilizar las pequeñas tapas plásticas para hacer una símil aislación debajo de la tierra de los canteros, y dentro o al fondo de las macetas, para procurar un buen drenaje de agua.

Una buena idea es la creación de arte visual con tapas de botellas. Algunos artistas se han dado a la tarea de crear bellos paisajes e imágenes, aprovechando los colores de las tapas de las bebidas más conocidas. Lo que hacen es adherir las tapas a una plancha de madera o a otras superficies.

Para hacer estos adornos, puedes utilizar las tapas luciendo su exterior, pintándolas para eliminar las marcas comerciales, o bien retirando el plástico flexible interno que permite el cierre hermético, para lucir su interior, dando al cuadro una textura ejemplar. Para un bello paisaje puedes utilizar las tapas verdes de bebidas de lima limón, las de color naranja, amarillo, rojas y otras de las distintas variedades y sabores que hay disponibles.

Recuerda que hay entidades que se dedican al reciclaje de los elementos plásticos. Aunque no haya una planta recicladora de plásticos en tu ciudad, asesórate sobre los entes que reciben el material a reciclar. Muchos hospitales y farmacias, por ejemplo, reciben tapas plásticas que luego “venden” a plantas recicladoras, obteniendo así fondos para sus obras e instituciones. Si has reunido demasiadas tapas, o si por esta vez decides no reutilizarlas, no las arrojes a la basura: dónalas para estas buenas causas.