Agua de avena para adelgazar

El salvado de avena se utiliza de distintas formas para adelgazar. Hace ya algunos años un médico español creaba una dieta corta y sana para perder peso con la avena como pilar fundamental del método de adelgazamiento. Esta dieta se realiza en 5 días y se basa en consumir salvado de avena, copos de avena fresca… Así se consigue brindar al organismo con todas las propiedades beneficiosas de la avena y a su vez perder peso y conseguir eliminar aquellos kilogramos de más.

Pero… Diferentes estudios han demostrado que el agua de avena es uno de los mejores aliados a la hora de hacer dieta, perder peso y eliminar todas las toxinas que nuestro cuerpo va generando y almacenando. El agua de avena es una fuente importantísima de proteínas, vitaminas y minerales además de oligoelementos. Es perfecta para todos aquellos que hacen deporte y necesitan saciar y recuperar tras la actividad física.

La avena puede consumirse de muchas formas, pero… una de las menos conocidas y quizá menos utilizadas a la hora de perder peso es usándola con agua y creando bebidas refrescantes y nutritivas además de diuréticas. Podemos preparar agua de avena de distintas formas y en distintos momentos del día:

Avena en ayunas para adelgazar: El agua de avena en ayunas nos ayuda a perder peso, ya que nos saciará para casi toda la mañana y nos dará la energía y fibra necesaria para empezar el día. Lo ideal es preparar agua de avena del siguiente modo. Lo ideal es tomar 1 vaso de agua de avena en ayunas durante 1 mes seguido.

Ingredientes para agua de avena: 1 taza de avena, 1 ramita de canela, 3 litros de agua y un par de cucharadas de sacarina o sustituto del azúcar. Elaboración agua de avena: Ponemos un poco de agua en el vaso de la batidora o licuadora con la avena, lo trituramos todo y echamos el resto de agua, la canela y… la sacarina. Dejamos enfría y ya tendremos lista el agua de avena. Si no nos gusta que queden trocitos es tan sencillo como colar el agua de avena una vez tenemos la mezcla bien hecha.

Beber agua de avena: Tomar agua de avena durante la mañana o por la tarde nos ayudará a no picar entre horas y así conseguiremos adelgazar unos kilogramos. La avena lleva mucha fibra, lo que supone una larga y difícil digestión además de una inflamación de estómago que suprime y reduce el apetito.

Y, si complementamos el consumo de agua de avena con la siguiente dieta podemos perder unos 4kg en 1 semanas – 5 días:

Día 1. Dieta avena:

Desayuno: Agua de avena o leche desnatada y 3 fresas
Comida: 1 vaso de leche de avena como bebida. Ensalada con tomate, espárragos, lechuga, brócoli… aliñada con un poquito de aceite de oliva y un pellizco de sal. A la hora del postre elegimos entre naranja o manzana.
Merienda: 1 pieza de fruta o 1 té.
Cena: 1 vaso de agua de avena o leche desnatada. Zanahorias preparadas limpias con aceite y sal; y, de postre una manzana asada con canela y queso fresco.

Día 2. Dieta avena:

Desayuno: Leche desnatada o agua de avena. 1 plátano o 1 manzana y un té o café sin azúcar.
Comida: Ensalada con lechuga, brócoli y tomate aliñada con aceite y sal. De postre 1 manzana asada con una cucharada de yogurt.
Merienda: 1 pieza de fruta o 1 té.
Cena: 1 vaso de agua de avena o leche desnatada. Ensalada con espárragos (tanto blancos como verdes) y aliñada igual. De postre preparamos una manzana asada o compota de manzana con yogurt desnatado.

Día 3. Dieta avena:

Desayuno: Agua de avena o leche desnatada y 6 fresas cortadas a trozos
Almuerzo 1 café, té o pieza de fruta.
Comida: 1 vaso de leche de avena como bebida. Ensalada con tomate, espárragos, lechuga (Sin aliño).
Merienda: 1 pieza de fruta o 1 taza de té.
Cena: 1 vaso de agua de avena o leche desnatada. Ensalada de espinacas con un poco de aceite y sal. De postre una manzana con un poco de queso fresco y 10-12 nueces (según tamaño)

Día 4. Dieta avena:

Desayuno: Agua de avena o leche desnatada. Ensalada de fruta con 1 plátano pequeño o medio plátano y media docena de frescas con 1 café o té.
Comida: 1 vaso de leche de avena como bebida. Ensalada con judías verdes y cebolla. Y, de postre 1 docena de avellanas y 1 manzana.
Merienda: 1 caldo de verduras, 1 pieza de fruta o 1 té.
Cena: 1 vaso de agua de avena o leche desnatada. Ensalada de espinacas con guisantes y de postre una manzana troceada con queso fresco o yogurt desnatado.

Día 5. Dieta avena:

Desayuno: Agua de avena o leche desnatada, fresas y 1 naranja
Almuerzo: Fresas o caldo de verdura
Comida: 1 vaso de leche de avena como bebida. Ensalada de guisantes, brócoli y lechuga; y de postre 1 manzana.
Merienda: 1 pieza de fruta o 1 té.
Cena: 1 vaso de agua de avena o leche desnatada. Ensalada de puerros, lechuga y aceite de oliva con un pellizco de sal. De postre preparamos un festín para el último día: Comporta de manzana con nueces y yogurt.