Adelgazar los brazos: ejercicios para tonificar

Un problema bastante frecuente es la acumulación de más grasa que tejido muscular en los brazos o el descolgamiento natural de los ligamentos. El ejercicio físico es la mejor alternativa para adelgazar los brazos y para tonificarlos. Sencillos y rápidos, para practicar incluso en casa.

Los brazos no son solo una de las zonas en las que se pueden acumular parte de los kilos de más, sino que también son una de las más visibles. Por eso es importante preocuparnos por su cuidado y su estética, sobre todo si estamos dispuestas a seguir una dieta de adelgazamiento o a mantener nuestro peso ideal. Y es que la mejor forma de esculpir y tonificar la silueta es combinar de manera acertada la dieta y el ejercicio físico, con ejercicios específicos para cada una de las zonas corporales.

El ejercicio físico, como sabemos, no solo es un buen aliado de nuestra salud –ayuda a prevenir patologías como diabetes, obesidad, colesterol o hipertensión-, sino que retrasa el envejecimiento al aumentar la densidad ósea, mejorar la capacidad cardiopulmonar y controlar los niveles de azúcar en sangre. En esta ocasión, nos vamos a centrar en los brazos, en una serie de ejercicios para adelgazar y tonificar.

Adelgazar brazos sin pesas

Para adelgazar los brazos sin pesas el ejercicio más efectivo son las flexiones –además nos ayuda a trabajar hombros y tríceps-. Al principio puedes apoyar las rodillas en el suelo. Hay que recordar que para adelgazar brazos no se trata solo de perder grasa, sino de fortalecerlos para evitar la flacidez.

Otro sencillo ejercicio consiste en sentarnos en una silla e inclinarnos ligeramente hacia delante, con las piernas un poco abiertas. Colocamos el codo sobre la pierna y, a continuación y sin tirar del hombro, contraemos y expandimos el bíceps. Se pueden hacer dos series de 15 repeticiones cada una.

De pie, o si lo preferimos sentados con los brazos cruzados y sujetándonos los hombros, subimos y bajamos lentamente. Al subir giramos lentamente la muñeca hacia uno y otro lado. Dos series de 15 repeticiones.

Tonificar brazos

Hazte con unas pesas de medio kilo aproximadamente –también sirven unas latas de refresco, unas botellas de agua o unos paquetes de arroz- y realiza movimientos combinados. Este ejercicio no solo ayuda a tonificar los brazos, sino también los músculos de las piernas. Las pesas son lo más efectivo para lucir unos brazos bonitos y tonificados.

1) Abre y cierra las piernas lateralmente mientras llevas los brazos arriba y abajo. Flexiona los codos y lleva las manos a la altura de las caderas hasta encima de la cabeza en un movimiento completo y coordinado. Repítelo 8 veces.

2) Desplazamiento de lado. Vamos cambiando el peso del cuerpo del pie derecho al izquierdo mientras con los codos flexionados a la altura de los hombros abres y cierras los brazos por delante de la cara. Puedes hacer tres series de 8 repeticiones. El truco de estos ejercicios está en no intentar aguantar más peso, sino en aumentar el número de repeticiones.

3) Coloca la pierna izquierda por delante de la derecha e inclina el cuerpo hacia delante. Dobla el brazo derecho, dejando la pesa a la altura del pecho, y apoya la mano izquierda en la misma pierna. Estira el brazo derecho hacia atrás hasta que el hombro quede en paralelo al suelo. Repite con el brazo izquierdo y haz dos series de diez ejercicios con cada brazo.

Otros ejercicios que también nos ayudan a tonificar brazos –y que podemos practicar en el gym- son el boxeo, los ejercicios pectorales y el remo.